What causes headaches?

¿Qué causa los dolores de cabeza?

Probablemente todo el mundo se ha encontrado alguna vez con dolores de cabeza. Para algunos es un problema a corto plazo, para otros es una enfermedad crónica y de larga duración. Son los dolores de cabeza los que pueden apartarnos de una vida activa.

Veamos qué lo provoca y cómo evitarlo eficazmente...

Para empezar, cabe mencionar que las cefaleas se dividen en dos grupos básicos, a saber, las cefaleas primarias y las cefaleas secundarias.

La cefalea primaria es una enfermedad que no está relacionada con ninguna otra y que se produce de forma independiente sin causas externas observables.

Las cefaleas secundarias tienen una causa externa o son síntoma de otra enfermedad, problema de salud o lesión.

Las causas de los dolores de cabeza son muchas y difíciles de discernir. Imaginemos los desencadenantes más habituales de estos desagradables dolores.

Tensión muscular:

Se trata de un amplio grupo de dolores tensionales provocados por la distensión de los músculos del cuello. La manifestación suelen ser dolores sordos y pulsátiles. No se trata de un dolor palpitante como en la migraña. A veces estos dolores van asociados a una sensación de vómito o desmayo. A menudo se manifiesta al trabajar con un ordenador, entonces es necesario parar el trabajo, masajear y relajar los músculos del cuello. Suelen aparecer en personas más sensibles o impresionables, que se estresan y sobrecargan de trabajo con más facilidad. A veces también pueden asociarse a depresión, ansiedad, tensión, pero también a trastornos del sueño.

Síndrome de la columna cervical:

Los dolores de cabeza provocados por la columna cervical suelen deberse a una postura incorrecta en el trabajo, frente al televisor o al volante. Además de los dolores de cabeza, el síndrome de la columna cervical puede causar dolor que se extiende a los brazos y los hombros, así como pérdida de audición, entrecerrar los ojos, mareos, sensación de hormigueo y entumecimiento.

Síndrome premenstrual:

En muchas mujeres, con el inicio de la menstruación surgen dolores de cabeza debido a los cambios hormonales. Durante este periodo, las mujeres deben evitar los alérgenos alimentarios. El reposo en una habitación oscura y las compresas frías también ayudan.

Los dolores de cabeza también pueden deberse a la toma de anticonceptivos hormonales, en los que pueden aparecer otros efectos secundarios como cambios de humor, vómitos, aumento de peso y tensión mamaria. Las mujeres que padecen migraña y toman anticonceptivos hormonales al mismo tiempo corren un mayor riesgo de sufrir un ictus, sobre todo si fuman.

Migraña:

Otra de las causas de los dolores de cabeza es la conocida y mencionada migraña. La migraña suele afectar a personas de entre 25 y 55 años, pero sus síntomas son más frecuentes en las mujeres. Los factores que intervienen en la aparición de la migraña van desde el estrés, los cambios climáticos, la alimentación, los factores hormonales, pero también el agotamiento y la falta de sueño. El dolor suele progresar gradualmente hasta convertirse en un dolor intenso que suele afectar a un lado de la cabeza.

Una persona con estos dolores es incapaz de seguir trabajando, necesita silencio y calma, a menudo vomita, la luz y el ruido también son molestos. Los dolores de cabeza frecuentes causados por la migraña deben ser definitivamente consultados y tratados por un especialista.

Síndrome de Horton:

Las cefaleas de este tipo las padecen casi exclusivamente los hombres y se manifiestan como un dolor focalizado con precisión en un punto de una mitad de la cabeza, a menudo alrededor del ojo, las sienes y las órbitas. Suele manifestarse a intervalos repetidos de unos minutos, a veces de hasta media hora. Suelen ser de uno a diez ataques al día. Ocurre en periodos continuos de varias semanas. En ocasiones, este dolor puede desaparecer durante años.

Comida:

Los dolores de cabeza no están necesariamente relacionados con los síntomas que hemos mencionado anteriormente, sino que también pueden estar provocados por determinados tipos de alimentos o bebidas. Lo más habitual es que el chocolate, los frutos secos, el queso, el vinagre, la cebolla, la salsa de soja, el hígado, los aliños o los llamados conservantes "E" puedan provocar dolor.

A veces también podemos oír el nombre de síndrome del restaurante chino en relación con los dolores de cabeza, en los que el dolor se desencadena por la sustancia GMS - glutamato monosódico.

Vitaminas:

La inducción de dolores de cabeza también está relacionada con las vitaminas. En caso de consumo excesivo de vitaminas A, B6, yodo o selenio, pueden aparecer.

Hambre:

El hambre también es una causa común de dolores de cabeza cuando el nivel de azúcar en sangre del organismo es bajo. Podemos librarnos de ella principalmente comiendo alimentos que contengan mayores cantidades de azúcares y proteínas.

Alcohol:

Otro desencadenante es también la ingestión excesiva de alcohol, cuando se produce vasoconstricción, alteración de la regulación del agua y los electrolitos y edema cerebral.

Medicamentos

Los dolores de cabeza también pueden producirse por el uso excesivo de ciertos tipos de analgésicos o medicamentos con efectos secundarios no deseados. Estos dolores también pueden acompañar a afecciones del cuello o la cabeza, pero también pueden producirse en relación con determinados procedimientos médicos.

Por último, pero no por ello menos importante, se trata de prescindir del consumo habitual de cafeína, especialmente en el caso de los bebedores de café.

Prevención del dolor de cabeza

Ahora veremos cómo prevenir los dolores de cabeza y qué hacer como prevención:

  • sueño ininterrumpido y regular,
  • examen por un inmunólogo y detección de posibles alergias alimentarias,
  • en cualquier caso, no pase hambre, coma a intervalos regulares,
  • no consumir grandes cantidades de sustancias alcohólicas, cafeína y también podemos evitar los productos "light" y semielaborados,
  • adherirse a un régimen de beber, con dolores de cabeza por deshidratación, se recomienda beber al menos la mitad o un litro de agua a la vez,
  • gestionar eficazmente el estrés, por ejemplo mediante el yoga o técnicas de relajación,
  • Limitar una alimentación rica en grasas, azúcares simples y sales,
  • dejar de fumar,
  • actividad física regular,
  • Rastree sus propios desencadenantes del dolor dentro de los alimentos y evítelos,
  • Tomar suplementos vitamínicos con regularidad, especialmente de vitamina B, C, D y magnesio,
  • evitar el uso frecuente de analgésicos, que pueden causar dependencia u otros problemas de salud como acidez, úlceras de estómago o diarrea
  • El producto natural Bálsamo Salicort le aliviará del dolor de cabeza.
Regresar al blog